Corrección al difamador, mi hermano

21 enero, 2010 fjtoledo

¿Por qué difamas a tu madre, la Iglesia?,

¿por qué la flagelas aireando sus pecados?;

siendo imperfecta, la tomó Jesús por esposa,

con ella se casó, para engendrar hijos débiles,

que en sus almas portan el germen de la resurrección.

¡Oh espíritu de difamación, ve ante Jesús de Nazaret,

deja en paz a mi hermano,

para que el Señor disponga de tí,

según su santa voluntad!.

¡Sangre de Cristo, vencedora de los demonios,

protege del mal a mi hermano!.

¡Espíritu de amor y de verdad, desciende sobre nosotros,

llena los corazones de los hombres,

y enciende en ellos la llama de la caridad!.

Anuncios

Entry Filed under: Uncategorized

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to comments via RSS Feed

Buscar

Autor

Derecho a vivir

Derecho a vivir

Blogroll

Archivos

No quito el crucifijo

Crucifijo

Libertad 2.0

Libertad 2.0

Es mi vida

 Es mi vida
 
A %d blogueros les gusta esto: