Conversión

15 enero, 2010 fjtoledo

Ante vosotros, mis hermanos,

quiero dar testimonio

de lo que el Señor ha hecho conmigo.

En otro tiempo, yo caí bajo la influencia del pecado,

mas desde la fosa,

con abundancia de lágrimas,

grité a mi Señor: ¡Señor, salva mi vida!,

y el Señor tuvo misericordia de mí,

mandó retirar la loza que me cubría, y me dijo:

¡sal de ahí, hijo mío!.

Desde entonces estoy caminando hacia la casa del Padre,

impulsado por el espíritu de mi Señor.

¡Gloria a tí, Señor, gloria, gloria!,

¡te alabamos y te bendecimos!,

¡gloria, gloria, gloria!

Anuncios

Entry Filed under: Uncategorized

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to comments via RSS Feed

Buscar

Autor

Derecho a vivir

Derecho a vivir

Blogroll

Archivos

No quito el crucifijo

Crucifijo

Libertad 2.0

Libertad 2.0

Es mi vida

 Es mi vida
 
A %d blogueros les gusta esto: